Saltar al contenido

Tipos de peines y cepillos de peluquería

Existen en el mercado actual, muchos tipos de peines y cepillos de peluquería; lo que puede hacer que tu búsqueda de estos instrumentos, bien sea para trabajar o para uso personal, sea un verdadero suplico al no saber que hacer entre tantas opciones.

Antes de dedicarte a buscar marcas reconocidas o recomendadas, lo primero que debes tener en cuenta es que existen diferentes tipos de peines y cepillos de peluquería, cada uno de ellos con sus propias ventajas y debes conocerlos antes de decidirte por algunos.

Tipos de peines

Entre los diferentes tipos de peine, según el material de elaboración, te puedes encontrar:

  • Peines de concha de caracol: ideales para desenredar el cabello con facilidad.
  • Peines de carey: de gran resistencia y aunque ya no se hacen en este material, las imitaciones son muy buenas y dan el mismo efecto.
  • Peines de madera: para cabellos fuertes y rebeldes, son los ideales para desenredar.
  • Peines de plástico: son los más baratos que puedes conseguir, pero también son los que más daño generan al cabello.

Según su funcionalidad:

  • Peines de púas anchas: son ideales para desenredar cabelleras abundantes y rizos
  • Peines de púas finas: para cabellos delgados y marcar bien los peinados.
  • Peine con tenedor: que cumple la función de los dos anteriormente nombrados.
  • Peines para desenredar: con una anchura media entre sus dientes, perfecta para todo tipo de cabello.
  • Peine de corte: ayudan a que el cabello no se resbale entre sus dientes durante el corte.

Tipos de cepillos

Al igual que lo ocurrido con los peines, existen diferentes tipos de cepillo, entre los que puedes escoger al momento de comprar uno, bien sea para uso personal o profesional. Entre los que puedes encontrar en el mercado, están:

  • Cepillo tipo raqueta: son los más comunes y con sus puntas redondeadas estimulan el cuero cabelludo. Suelen ser muy prácticos y funcionan muy bien en cualquier tipo de cabello, principalmente para hacer peinados recogidos.
  • Cepillos de nylon: perfectos para usar en cabellos húmedos y secos. Son muy funcionales y suelen ser una opción bastante económica.
  • Cepillo de fibra de jabalí: son los mejores cepillos, pues no maltratan el cabello y le brindan un brillo intenso. Sus cerdas estimulan la circulación sanguínea del cuero cabelludo, ayudando a que crezca sano y fuerte. Además, ayuda a distribuir los aceites naturales a lo largo de todo el cabello.
  • Cepillos plásticos: Son las opciones más económicas pero generan daños y quebraduras al cabello, por lo que te recomendamos pasar de este tipo de cepillos.